SENTARSE NOS ESTÁ MATANDO

Sentarse es el nuevo fumar.

 

Ahora se sabe cuánto daño nos está haciendo el pasar tantas horas sentados. Se considera que los adultos podemos pasar del 50 al 70% de nuestro tiempo sentados.

 

En un estudio realizado en las Universidades de Leicester y Loughborough que combinó los resultados de 18 estudios que incluyeron un total de 794,577 participantes, descubrieron que estar sentado por largos periodos incrementa el riesgo de diabetes, enfermedades del corazón y muerte.

 

Los resultados del estudio dirigido por la Dra. Emma Wilmot sugieren que aún y cuando los individuos cumplan las recomendaciones de actividades físicas diarias, su salud estará comprometida si están sentados gran parte del día.

 

De acuerdo a los expertos, en cuanto nos sentamos la actividad eléctrica en los músculos baja considerablemente y el consumo de calorías disminuye hasta 1 por minuto.

 

Según David Dunstan del Instituto Baker IDI Heart & Diabetes en Melbourne, Australia, la falta de contracción muscular causada por estar sentado disminuye el flujo de sangre a través de su cuerpo, lo que reduce la eficiencia de los procesos biológicos.

 

Sentarse se considera que vuelve lento el metabolismo, lo cual afecta la habilidad del cuerpo para regular los niveles de azúcar, la presión y la capacidad para descomponer o aprovechar la grasa. Otra cosa que ocurre es la debilitación de los huesos y los músculos.

 

En un estudio publicado por la Universidad de Oxford en el 2014 a través de la Revista del Instituto Nacional de Cáncer, se encontró una relación entre el estar mucho tiempo sentado y el incremento del 24% en el riesgo de tener cáncer de colon, 32% de cáncer endometrial y 21% de cáncer de pulmón.

 

Sabemos que los seres humanos no somos criaturas sedentarias. Nuestros antepasados pasaban sus jornadas cazando, construyendo, cultivando, y realizando muchas actividades físicas la gran parte de su día. Pero hemos evolucionado. Hemos encontrado formas y tecnologías desarrolladas para hacer la vida diaria “más fácil” – algo que requiere menos esfuerzo físico. Pero justo son esos cambios los que nos están provocando tantos daños y cada vez nos convertimos en seres mas inmóviles.

 

Gran parte de la evolución del cuerpo humano, estuvo encaminada para darle movimiento, no para estar en una misma postura todo el tiempo. Y cada día vamos mas en contra de esa evolución. El traslado de un lugar a otro, el trabajo, la escuela, las comidas, las reuniones, ver la televisión, son solo algunos de los ejemplos de todas las actividades cotidianas que realizamos estando sentados y son justo estas las que debemos buscar limitar.

 

Todos conocemos y entendemos la recomendación de realizar 30 minutos de ejercicio al día, pero eso se sabe ya que no disminuye los riesgos del sedentarismo, el cual provoca el riesgo potencial de desarrollar enfermedades crónicas.

 

Las recomendaciones de los expertos sugieren interrumpir el estar sentados desde cada 15 minutos hasta cada hora. El Dr. Joseph Mercola, por ejemplo, recomienda levantase cada 15 minutos. Yo creo que para empezar, se pueden considerar 5 minutos de movimiento cada hora y eso será una excelente contribución a nuestra salud.

 

¿Por dónde empezar? Aquí algunos ejemplos de cambios cotidianos:

 

  • Si es posible, esté de pie en sus traslados.
  • Use las escaleras en lugar del elevador.
  • Coloque alarmas que le recuerden pararse máximo cada hora.
  • Si trabaja mucho tiempo en la computadora, busque hacerlo de pie por momentos (puede colocar una caja o algo similar sobre el escritorio).
  • Haga las llamadas telefónicas de pie o caminando.
  • En lugar de llamar a alguien en su trabajo, vaya a buscarlo a su lugar.
  • Estaciónese mas lejos.
  • Mientras ve la televisión, póngase de pie en los comerciales.
  • Si va a tomar agua, café, etc. aproveche y de una caminada.

comentarios

¿Quieres mejorar
tu vida?

No dejes pasar más tiempo.
Escríbeme y empecemos a trabajar.

Contacto